Pasos de viajera

Sobre mí

Te sientes insatisfecha,
quieres un cambio de vida pero estás bloqueada y te da miedo

Hola, soy Raquel y yo también me he encontrado en ese punto en el que te estás ahora.

En 2013 me despidieron de un trabajo de contrato “fijo y estable” (luego me enteré de que entró en mi lugar la sobrina de la jefa), hice frente y superé un cáncer y rompí mi relación de 7 años con mi pareja. Las expectativas no eran muy alentadoras en España, mi país, volví a casa de mis padres con 30 años y comenzó a bajarme la autoestima y la moral. Sin saberlo, me sentía profundamente infeliz.

En mi entorno noté cómo mi situación provocaba un sentimiento de pena, lástima y/o preocupación. Sé que intentaban ayudarme pero tampoco sabían cómo y me sobreprotegían.

Un día vi las cosas claras: La situación me estaba sobrepasando, no podía seguir esperando que mi situación cambiara sin hacer nada al respecto y era urgente un cambio de vida. Un cambio de vida que me ayudara a mí y también a mis allegados. Necesitaba volver a demostrar que no era una inválida, que me podía valer por mí misma y que no necesitaba de nadie para levantarme.

Sin embargo, no tenía grandes ahorros y aunque hablaba inglés con el “nivel medio” que a los españoles nos gusta pretender tanto que tenemos, sabía que no era suficiente para empezar por lo grande y encontrar un buen empleo en el extranjero.

Vaya, esto me volvió a echar para atrás, ¿qué estaba haciendo? ¿Estoy loca? ¿Dónde voy a ir yo a parar así?

¿Qué me hizo cambiar de idea de nuevo? ¿Qué me hizo decirme: “¡AHORA! ¡HAZLO YA!”? Algunas personas muy cercanas y queridas a mí me empezaron a llamar “Raquelita”. ¡Qué tontería! ¿Verdad? Sé que lo hacían con todo el cariño del mundo y no tenían la más mínima intención de hacerlo con malicia, sino todo lo contrario. Sin embargo, imagina que te quieren cambiar tu nombre a los 30 años, cuando has tenido que volver a casa pues rompiste con tu novio, no tienes trabajo y te pasas el día en casa de tus padres buscando un empleo por internet que no llega y vamos a decirlo, tu apariencia física y mental no es la más óptima en estos momentos. Cada vez que me llamaban “Raquelita” me rompía el corazón pues me daba a entender que ya no era adulta, que volvía a la infancia y quedaría ahí para siempre. “¡Raquelita!” y toda mi autoestima se venía abajo y no te digo si encima se pronunciaba en un tono bajito, mesurado, para no molestar… Me dije “¡No!, ¡esa no soy yo! ¡Yo no quiero estar triste, yo no quiero depender de nadie, yo sé que soy fuerte y valiente y os lo voy a demostrar!”.

Fue mi primer paso. El primer paso que me ha hecho dar este giro en mi vida. El primer paso para convertirme en viajera y que fue el detonante de todas las aventuras que me esperaban. Si alguien me hubiera preguntado un año antes que todo esto iniciara si yo lo veía posible en mi vida, si yo estaría dispuesta a hacerlo, mi respuesta habría sido algo así como un… “¿de qué hablas? ¡Eso es de locos! De gente que es muy libertina. Yo no podría”. Vivir viajando jamás se me había pasado por la cabeza y mi punto de vista al respecto era muy cerrada y anticuada, hoy lo sé, pero gracias a ello, a que he cambiado abriendo mi mente a las oportunidades que te puede ofrecer la vida si se lo permites, he descubierto lo vendados que tenía mis ojos y espero ayudarte a quitarte esa venda a ti también, pues eres tú y sólo tú, la que tiene que dar este primer paso.

Eres tú y sólo tú la que tiene que dar este primer paso.

Mi primer billete de ida sin fecha de vuelta asegurada me valió la recuperación de mi nombre, volví a ser adulta, independiente y fuerte. Sin volver a mencionarlo, ese diminutivo se borró y pude recuperar mi identidad, ¡vuelvo a ser Raquel! No hay nada de lo que esté más orgullosa que del camino que me he trazado yo sola para poder pronunciar mi nombre con la cabeza erguida y bien alta.

En estos 5 años que llevo viajando he conocido a muchas mujeres que aún se dejan llamar por su nombre con diminutivo. Mujeres con miedo, con vergüenza, paralizadas en una vida que no desean sin saber qué hacer para salir de ahí.

Te aseguro que es posible, ¡siempre! Sólo necesitas ver ese detonante que te rodea. En el fondo sabes cuál es, ¡piénsalo! Eso te hará tener toda la energía que necesitas para dar tu primer paso de viajera.

Espero que, a través de mi experiencia, pueda ayudarte y ofrecerte consejos y esos pasos necesarios para llevarte a ser feliz, porque te lo mereces. Sé que sí.

Llevo ya 5 años viajando despacio y trabajando donde me asiento. En este tiempo he utilizado varias técnicas para moverme y avanzar, pero siempre he trabajado por cuenta ajena. En ocasiones, he buscado un trabajo que me gustara y me he mudado ahí y en otros momentos ha sido al revés, me he mudado a una ciudad que me gustara y busqué allí trabajo. En mis post te iré dando los pasos necesarios para que tú también puedas conseguirlo.

Desde el año 2013, por lo tanto he vivido en Irlanda (en las ciudades de Cork y Dublín), en China (en la ciudad de Yantai), en Escocia (en Edimburgo y luego en Glasgow), en Francia (ese año estuve viajando mucho por el país en general, cambiando de destino cada semana) y en Hungría, donde estoy ahora, en la ciudad de Budapest.

En todo este tiempo por supuesto, he mejorado mi inglés, jaja, y he trabajado en cosas tan variopintas como aupair, atención al cliente, localizadora de videojuegos o técnico de campo para Google.

Así que ahora me dedico a trabajar y hacer turismo despacio, como digo yo. No voy a la carrera porque estoy viviendo en el país, por lo que me dosifico y también visito muchos más lugares que de turismo seguro que no haría. Me empapo de la cultura autóctona, la gastronomía, la gente, las fiestas, las costumbres y curiosidades y toda esa idiosincrasia que acompaña cada lugar.

Mi meta hoy es ayudarte a ver que es posible un cambio en tu vida y los pasos que tienes que seguir para conseguirlo

He tardado en dar este paso, lo sé, el de abrirme mi propio espacio para compartir mis experiencias y consejos. Cada uno toma su tiempo y esto tampoco me ha parecido nunca indispensable para poder llevar a cabo mi camino. Pero, como siempre, tuve otro momento de revelación y en este caso me hizo dar este pequeño gran salto para mí, abrir un blog donde poder ayudar a otras mujeres que arranquen desde el mismo punto en el que yo me encontraba para ayudarlas a romper sus miedos y hacer realidad una vida diferente. Y no digo “hacer realidad sus sueños”, pues, como te comentaba, yo jamás hubiera pensado que acabaría así o que al menos por ahora estaría viviendo como lo hago, viajando, sin embargo, hoy lo agradezco enormemente. Este estilo de vida te cambia, te hace madurar, te reta, te hace superarte, te pide y te exige conocer tus límites lo mismo que te sorprende, te admira, te enriquece, te da vida, te sube la autoestima y te cambia para no volver jamás a ser la misma. Y yo creo que este cambio siempre, siempre es para mejor. No tienes más que hablar con las personas que ya lo han intentado.

Así que para cualquier duda o consulta, aquí estoy. No lo dudes. Yo he preguntado también mucho para llegar hasta aquí y lo seguiré haciendo. Me encanta hacer preguntas para aprender más y me encantaría poder ayudarte en todo lo que esté en mi mano. Para ello, he creado 2 servicios que te pueden venir muy bien: el servicio de Auditoría y el servicio de Consultoría para viajar y trabajar. Si quieres obten más información sobre ellos, dirígete a mi apartado de Servicios o haz click aquí. Si lo prefieres, ponte en contato conmigo y hablamos. Mi email es contacto@pasosdeviajera.com o rellena el formulario del apartado Contacto.

 

Así que ahora, no lo dudes, si yo lo he conseguido, ¡tú también puedes!

¿Por qué no comienzas ahora a dar ese primer paso de viajera y te unes a mí y al resto de mi comunidad viajera?

¡Y no te olvides de seguirme también por Facebook!

¿Te abruma la idea de estar sola y aburrirte cuando viajas?
Te regalo las 10 mejores maneras de no aburrirte en el aeropuerto ni en la estación cuando viajas sola. ¿Qué puedes hacer cuando tienes que esperar para subir en el avión? ¿Qué haces si encima sale con retraso? ¿Y si tienes que estar x horas en el aeropuerto sin poder salir durante una escala? ¿Aburrida de ver las tiendas? Y lo mismo se aplicaría si tienes que viajar en autobús, coche, barco, tren o submarino, lo mismo es. ¿Te aburres cuando viajas sola y tienes que esperar en un sitio por horas? ¡NUNCA MÁS! Aquí te doy 10 actividades para que tu tiempo pase más ligero y tengas la sensación de que apenas tuviste que esperar. ¡No lo dudes y descárgatelo ya!

Los datos de carácter personal que me proporciones rellenando este formulario serán tratados por Raquel Paul como responsable de esta web. La finalidad de la recogida y tratamiento de los datos personales es para la gestión de alta a esta suscripción y poder así remitir mensajes periódicos con información y oferta de productos o servicios propios o de terceros. Legitimación: Consentimiento del interesado. Destinatarios: Los boletines electrónicos, las campañas o newsletter están gestionados por Mailchimp. En cualquier momento podrás ejercer tus derechos de acceso, rectificación, limitación y eliminación de datos en contacto@pasosdeviajera.com. Para más información consulta por favor la política de privacidad.

22 pensamientos sobre “Sobre mí

  1. Sofia Mateo

    RAQUEL,

    ¡Eres una mujer increíble! Me ha inspirado muchísimo leer tu historia, y ver por todo lo que has pasado. Sin duda la vida te golpeó fuerte, pero tu en vez de devolverle el golpe le pasaste por encima.
    Me encanta la manera en la que viajas, estoy 100% de acuerdo con el concepto de viajar lento, de inmersión y de sentirse parte de una cultura nueva.

    Tienes a una nueva seguidora de tu blog y de ti.

    Un abrazo enorme!

    1. Raquel PP Autor

      Muchas gracias, Sofía. La vida te pone obstáculos para que aprendas y los superes. Y, si yo puedo, las demás también. ^_^ Espero que te gusten los artículos que vaya compartiendo con vosotras y si puedo ayudarte en algo, no dudes en consultarme. ¡Un saludo!

  2. Gabriela

    Hola Raquel! En primer lugar muchas felicidades por dar ese gran primer paso con eso ya ganaste, excelente tu artículo se nota mucho la pasión que le pones y las ganas que tienes de que otras mujeres tomen de una vez por todas las riendas de su propia vida y dejen de depender de terceros.

    Te deseo y no dudo en lo absoluto que tendras mucho éxito!!
    Abrazos!!

    1. Raquel PP Autor

      Palabras como las que me dedicas son las que me dan la fortaleza de seguir el camino que he elegido y me aseguran que he tomado la mejor decisión. ^_^ Espero que vosotros también estéis disfrutando al máximo el viaje que estáis viviendo en estos momentos. Os sigo sin falta y me encantan vuestros destinos y experiencias. Un abrazo.

  3. Florencia Pagano

    Hola Raquel! En la vida hay dos opciones o vencer o dejarte vencer. Sin duda, vos elegiste la primera a pesar de los momentos duros que tuviste que pasar. Qué gran mérito. No cualquiera si hubiera animado a salir de su situación teniendo la autoestima por el piso. Eso habla de tu gran fortaleza!
    Por otra parte, recorrer el mundo y vivir sola, qué ilusión. Viajar conociendo la cultura como decís, las formas de vida sin apuros, quedándote el tiempo que querés. Genial!
    En octubre estaré por Budapest, a lo mejor podemos reunirnos para tomar un café, si todavía estás por ahí. 😉
    Saludos!

    1. Raquel PP Autor

      Efectivamente, Florencia, yo decidí vencer, luchar y ser feliz. Es duro y es valiente, pero es la mejor decisión que he tomado en mi vida. Me hubiera encantado poder conocerte, como dices, en Budapest, pero lamentablemente ya no seguiré en esa hermosa ciudad para octubre. Soy demasiado inquieta y estoy planeando ya mi nuevo destino, jaja. Os iré comentando por dónde ando cuando me decida. Puede que nuestro camino se cruce en otra ciudad. Un saludo. ^_^

  4. Nai

    Raquel ! Tremenda inspiracion sos !! Que fortaleza y que energia de lo mas linda que queres compartir con otras a crecer y descubrirse como lo lograste vos.
    Tus consejos son geniales y ya me los apunto, porque siempre es bueno tener presente esas palabras de impulso.
    Gracias por compartir tu experiencia e inspirar!
    Un abrazo!

  5. Ere Gonzalez

    Una publicación muy inspiradora. Te felicito por ese primer paso y estar dispuesta a compartir tu experiencia con el mundo. Es muy valiente de tu parte compartir la parte más personal de tu historia, pero eso le da más valor al momento que ahora vives. Que sigan los éxitos y que sigas acumulando kilómetros y kilómetros de hermosas experiencias. ¡Saludos!

    1. Raquel PP Autor

      Gracias, Ere. Fue todo un reto escribir este apartado, y, finalmente, decidí ser lo más sincera posible para que todas vosotras veáis que no importa lo que te depare la vida o los obstáculos que tengas que superar: siempre es posible remontar, mantener una actitud positiva y luchar por ser feliz. Os reto a todas a hacerlo también. ^_^

  6. Irune

    Hola Raquel,

    Mujeres como tú son ejemplo para muchas otras que no se atreven, con tu ejemplo, inspiras y motivas y seguro que vas a ayudar a muchas mujeres a transformar su vida porque se transmite tu pasión, tu propósito y sobre todo una experiencia detrás que te avala.

    Admiro tu coraje y valentía. Y te deseo lo mejor en tu proyecto, maravilloso de ayudar a “realizar los sueños de otras mujeres” como dices, porque tienes todo para lograrlo.

    Un abrazo

    1. Raquel PP Autor

      Qué bonitas palabras me dedicas, Irune. Te lo agradezco de veras. Sí que me gustaría poder lograrlo, poder ayudar a otras mujeres a empoderarse de sus vidas y descubrir la felicidad que está en ellas. Un abrazo.

  7. Karina

    Hola Raquel!!
    Un relato muy inspirador. A veces hay que tocar fondo para poder tomar impulso y llevar a donde quieres y te mereces estar.
    Me ha gustado mucho saber un poquito más de ti.
    Besos!!

    1. Raquel PP Autor

      Muchas gracias por tus palabras, Karina. Es cierto, parece que cuando estás abajo no puedes más que subir y remontar. Te hace evaluar de nuevo todo y valorar lo más importante, que eres tú. Un saludo.

  8. Reina Cor

    Raquel: leer el renacimiento que alcanzaste, después de tantas situaciones lastimosas inspira de verdad.

    Y para los que amamos viajar y disfrutar de las diferentes culturas. Es un gran paraíso. Guardó tu blog para conocer mas de tus historias y consejos.

  9. Alexandra Dacier

    Me viene genial alimentar mi alma con este post tan emotivo, ahora mismo estoy pasando por un mal momento en mi vida y leer esta historia de superación me deja muy claro, que siempre nos levantamos después del algunas caídas, que el sol sale otra vez para aquellos que quieren ver la luz de nuevo. Excelente historia y que bueno que hoy en día puedas ver la vida desde otra mirada.

  10. amparo

    A veces la vida nos tiene que sacudir para poder avanzar, tu supiste salir de tu pobrecita yo, demostraste que si e puede hacer cosas sola, que no es necesario estar con uh hombre para ser feliz, bien por ti y por las demás mujeres que ven en ti un modelo a seguir.

  11. Dorit

    Hola, Raquel:

    Tu historia es una inspiración donde las haya. ¿Quién se va a atrever a decirte que no puede hacerlo después de conocer tu historia? Se te juntaron unas cuantas piedras en el camino. Así que ¡enhorabuena por salir del agujero, por dar el primer paso y por descubrir tu lado valiente! Creo que mudarme a otro país a los 21 fue lo que más me hizo crecer y madurar. Siempre me ha encantado viajar y hago varios viajes al año. Pero me está creciendo el gusanillo de viajar más, de irme a vivir una temporada a la otra punta del mundo para visitar desde allí todos los sitios que tengo en mi lista de pendientes. Cuando necesitar animarme para seguir trabajando en mi proyecto que espero que me permita hacer precisamente eso, mi palabra es “Polinesia”. Representa los sitios tan lejanos que me faltan por visitar y que con un trabajo de oficina no tengo suficientes vacaciones para disfrutar.

  12. Eliana

    Una gran historia tu historia Raquel, la verdad es que a mí también me fastidia que me llamen por el diminutivo de mi nombre, pero me imagino que en una situación como la que pasaste el cariño convertido luego en lastima debe ser una carga muy pesada para cualquier mujer que dejó su independencia por el apoyo de sus padres. Me alegra mucho de que te hayas reivindicado contigo misma y que te hayas salido de los linderos de tu país para irte a recorrer el mundo y trabajar en donde te apetezca. Eres un gran ejemplo a seguir y por supuesto que atraerás a muchas mujeres para recibir tus orientaciones y consejos. Espero algún día colaboremos juntas. Un gran abrazo.

  13. Luisa

    Raquel, me encantó conocer tu historia y ver quién se encuentra detrás de tu proyecto. Yo pienso que uno toma las experiencias de vida para dos cosas: o para dejarnos paralizar por el miedo o para tirar para adelante. Yo creo que a ti te sirvió para lo segundo. Para avanzar y retarte a ti misma. Gracias a esas experiencias: tu trabajo, relación y salud, eres quien eres hoy, una mujer dispuesta a conquistar sus miedos y vivir a tope nuevas experiencias.

    Qué lindo y que sigas viajando.

  14. Diana Garces

    Mostrarte tal cual eres es súper importante para darle personalidad a tu proyecto y sobre todo crear cercanía con las personas que empiezan a conocerte y a conectar contigo. Así que genial chiquilla que te des a conocer en este espacio virtual. Creo que tienes muchos dones y entre ellos el escribir y comunicar te viene genial. Sigue así preciosa y sigue compartiendo un pedacito de ti cada vez 🙂 Un abrazo 🙂

  15. Cami a l'Estel

    Me ha gustado mucho leer tu historia de superación y aprendizaje, eres muy valiente y eso se nota cuando una lee tu escrito.
    Tu historia es inspiradora. Es cierto que a veces es necesario tocar fondo para luego ir subiendo y subiendo hasta que aprendemos a volar. Me ha encanatdo leerte

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

Scroll Up